Un poco sobre nosotras

Y te preguntarás, ¿por qué se llaman WagWag? “Wag” en inglés significa mover el rabito, y eso es justo lo que queremos conseguir cuando cada uno de vuestros perros venga a nuestro centro, estarán tan contentos de venir que no pararán de mover el rabito.

 

Los perros no asociarán nuestro centro con algo desagradable como a veces ocurre con la visita al veterinario. Queremos que estén deseando que llegue la mañana para venir a pasar el día con nosotras en la mejor guardería canina en Madrid

Soraya y Paula, las encargadas
Soraya y Paula, las encargadas


WagWag ha sido ideado y creado por Laura y Paula, amantes de los animales desde pequeñas, siguieron su vocación llegando a ser las dos veterinarias. Estudiaron la carrera en la Universidad Complutense de Madrid y después estuvieron viviendo fuera durante un largo período de tiempo, en el que se especializaron y trabajaron en sectores de la veterinaria como la medicina clínica y la nutrición animal.  Durante esta etapa, en el extranjero conocieron varios centros de guardería canina de día, algo que aún no había en nuestro país y que mucha gente necesitaba para contar con cuidadores de perros en Madrid. Esta es la razón por la que se han lanzado a esta apasionante aventura a su vuelta a Madrid, poniendo en marcha un proyecto novedoso para mejorar el día a día de los perros que conviven con nosotros. 

Paula López de María
Paula López de María
Laura Ricobaldi
Laura Ricobaldi


Cada miembro de nuestro equipo es un apasionado de los perros. Nuestros cuidadores son auxiliares veterinarios y educadores, pero además de pertenecer al mundo veterinario y tener experiencia en el sector, la razón principal por la que han sido seleccionados es, sobre todo, por su buen trato  y cariño hacia los perros. 

 

Ellos son los encargados de sacarles a pasear al parque, facilitar el juego entre todos los perros y vigilar que ninguno queda excluido para que todos lo pasen bien.

Sobre nosotros


Valores WagWag

Empatía: Nos ponemos en el lugar de los propietarios de los perros al preguntarnos: “¿qué querríamos si fuéramos clientes?”, la respuesta es sencilla: una comunicación honesta y mucho amor por los perros.

Confianza y excelencia: para WagWag es clave la confianza que nuestros clientes depositan en nosotras cada día. Para lograrlo contamos con un gran equipo de profesionales que se encargan del cuidado y bienestar del perro el tiempo que está con nosotras, muestra de ello son las amplias cristaleras de nuestras instalaciones que permiten a cualquier persona poder ver qué ocurre en su interior en todo momento.

 

Flexibilidad: atención especializada para cubrir las necesidades de cada cliente.

 

 

 

Profesionalidad: regentado por una veterinaria y todo el personal contratado relacionado con el mundo veterinario. El equipo de WagWag cuenta con los conocimientos necesarios para saber reaccionar en caso de que se produzca algún imprevisto.

Honestidad

Recogida de datos: cada perro y dueño es un mundo así que nos preocupamos por realizar un cuestionario lo más detallado posible para conoceros a ambos y saber bien cuáles son vuestras necesidades.

  

Seguridad: se comprueba el estado vacunal de todos los perros que vengan a nuestro centro,  deben estar al día las vacunas de Rabia, y tetravalente anual, para estar seguros tanto ellos como sus compañeros.

 

Honestidad: lo más importante es establecer una relación basada en la confianza y la transparencia con los dueños a través de la cual saber cómo es la mejor manera de que el perro se adapte a nuestro centro.